Actualidad Historia

El inesperado Ford Mustang cumple 55 años

Hoy 17 de abril de 2019 se cumplen 55 años desde que fue presentado el primer Ford Mustang en la Feria Mundial de 1964. El evento que se llevó a cabo en Flushing Meadows, New York, causó gran sensación porque el público no esperaba ese modelo.

Su diseño data del 1962 cuando el equipo de Lee Iacocca creó un prototipo de un auto deportivo de dos pasajeros con motor central detrás de los asientos. Para aquel entonces el interés popular del Ford Thunderbird  era mejor con su configuración de 4 pasajeros que cuando originalmente salió al mercado como un auto de 2 pasajeros. Esto fue tomado en cuenta para producir el nuevo Mustang sobre la plataforma del Ford Falcon y pasa a ser un auto de 4 pasajeros desde sus inicios.

John Najjar quien era parte del equipo de diseño del primer prototipo era fanático del avión de combate el
North American P-51 Mustang y fue quien bautizó el auto con ese nombre. El nombre «mustang» también se le da a un caballo salvaje nativo de los Estados Unidos, convirtiéndose en el icono de este auto.

El nuevo auto presentado por Henry Ford II (nieto del fundador de Ford Motor Company) era mucho mejor que aquel prototipo de 1962 y tuvo un éxito inesperado por la propia empresa, logrando vender sobre 22,000 unidades durante la primera semana de su lanzamiento y sobre 120,000 unidades solamente en el primer año.

La primera unidad del Mustang (no la primera de producción) fue vendida en secreto dos días antes (el 15 de abril de 1964) a una joven maestra de nombre Gail Wise.

El primer Mustang fue vendido en secreto a Gail Wise, una maestra de 22 años, dos días antes de su presentación.

Wise que en aquel momento tenía 22 años tuvo que esperar 2 días para poder sacar su auto del concesionario de Chicago y lo más sorprendente es que hoy con 77 años sigue siendo propietaria de ese clásico.

Los modelos vendidos durante ese período son comúnmente identificados como Mustang 1964½ pero para Ford, el año oficial de este modelo es 1965. El auto no tuvo cambios durante el año 1965, en donde logró vender 559,500 unidades y muy pocas diferencias para el año siguiente en donde vendió su cifra récord de 607,568 unidades.

Para el 1967, el llamado «Pony Car» (nombre construido por la frase «Muscle Car» y el caballo que identifica el modelo) fue rediseñado para poder colocar motores más grandes. El auto que ya había sido modificado por Carroll Shelby para construir su poderosa versión llamada Shelby Mustang ahora podía acomodar motores de sobre 400 pulgadas cúbicas.

La primera generación del Mustang que cada año era más potente, tuvo que frenar su fuerza y reducir su tamaño debido a la crisis del petróleo de 1973.

Para finales de ese año comenzó la producción del próximo Mustang (mercadeado como Mustang II) y esta segunda generación da comienzo en 1974 incorporando dos motores completamente nuevos: un V6 y un 4 cilindros en línea. El motor V8 regresa al Mustang en 1975, siendo este de 302 pulgadas cúbicas o 4.9 litros, el cual eventualmente se conoció como el «Cinco Litros»).

Un nuevo Mustang es construido a partir del modelo de 1979 sobre la plataforma Fox. Esta plataforma fue utilizada por el Mustang desde la tercera generación (1979-1993) hasta la siguiente generación que duró desde 1994 al 2004. La cuarta generación del Mustang no fue planificada de la manera que la conocemos ya que estuvo a punto de convertirse en un auto de tracción delantera. Ante los rumores que se dieron a conocer, los fanáticos se disgustaron con la decisión y el Pony Car continuó siendo el auto potente de tracción trasera. Aquel modelo que Ford tenía pensado para sustituir el Mustang siguió mercadeándose como Ford Probe hasta su desaparición en 1997.

Para la 5 generación que comenzó en 2005 el Mustang recuperó su apariencia original

A partir de la quinta generación del Mustang (2005-2014) trajo al modelo los rasgos originales de aquel auto que comenzó sus ventas en abril de 1964 y volvió a traer el emblema de su exitoso motor de la década del 80, el 5 litros para identificar el motor modular también conocido como Coyote.

La crisis financiera de 2008 causó que varias automotrices estadounidenses cayeran en déficit o incluso cerraran operaciones. Algunas de estas empresas fueron rescatadas con capital extranjero. Fueron el Mustang y la F150 los que mantuvieron a flote la empresa. El peor año de esta industria fue el 2009 y aún así se vendieron sobre 66,000 unidades del Pony Car.

La sexta generación que se encuentra actualmente en producción trajo nuevamente el motor de 4 cilindros al Mustang, esta vez con la asistencia de un turbo. El nuevo motor EcoBoost de 4 cilindros resultó ser más potente que el V6 aspirado por lo que Ford lo eliminó del modelo. El motor 5 litros se continúa ofreciendo y ambos motores (el I4 EcoBoost de 2.3L y el Coyote V8 de 5.0L) vienen acoplados a una transmisión manual de 6 velocidades o automática SelectShift de 10 velocidades. La versión Shelby continúa en producción ahora con sobre 700hp.

Más de 10 millones de Mustang han sido vendidos durante estos 55 años. El mercado ha cambiado a vehículos altos tipo SUVs o pickups y ya no prefiere este tipo de deportivo. Aunque las ventas del Mustang el año pasado sobrepasaron las 113,000 unidades no se comparan con las más de 250,000 unidades de la Ford Explorer en 2018 o las de la Ford F150 que sobrepasaron las 900,000 unidades.

Ford está consciente de estos cambios en la industria y del interés de la población en autos eléctricos, por lo que ya nos está preparando una versión eléctrica tipo SUV cupé del Mustang, sin dejar de hacer la versión tradicional del cupé deportivo que también vendrá con una versión híbrida. La marca todavía no ha dicho con exactitud cómo será esta nueva versión SUV cupé del Mustang pero se rumora que estará listo para finales del 2020.


 

Dejar un Comentario